viernes, 3 de febrero de 2012

El hombre de negro

A veces basta sólo una canción para alegrarte el día:



*Nota:  he puesto la versión con subtítulos para disfrutar la letra, pero en la versión original la canción acababa así:
"...creo que lo voy a llamar... ¡Bill o George! ¡Cualquier cosa menos Sue! ¡Aún odio ese nombre!"
En esta actuación acaba diciendo: lo voy a llamar como tú.